Tratamientos para la piel grasa

Al igual que el cabello graso, la piel grasa se produce cuando las glándulas producen sebo de manera excesiva. Esto hace que tu frente, nariz y pómulos se vean brillantes. Así luce antiestético, los poros están abiertos y la piel es más gruesa. Sin embargo, la piel grasa es más fácil de tratar que la piel reseca solo debes seguir los siguientes tratamientos para la piel grasa.

Jugo de naranja

Entre todos los tratamientos para la piel grasa este es uno de los más sencillos y económicos de realizar.

La naranja y su jugo contienen vitaminas y antioxidantes que ayudan a combatir la grasa en el cuerpo, especialmente en la cara.

Solo necesitarás dos (2) naranjas diarias.

Debes exprimir el jugo de las naranjas y tomarlas diariamente, en ayuna.

Al cabo de unas dos o tres semanas comenzarás a ver el resultado en tu cutis: estará menos grasoso.

 

Tratamientos para la piel grasa: miel y limón

El limón es un ingrediente maravilloso y con muchas propiedades, que en este caso sirve como astringente. Es decir, un astringente es un producto que puede servir para regular y controlar la producción de grasa en el cutis.

Deberás tener:

  • Dos (2) limones
  • Miel de abejas.

Para preparar el astringente de miel y limón deberás:

  • Exprimir en un envase de vidrio el jugo de los dos limones
  • Agregar la miel
  • Revolver ambos ingredientes hasta que quede como una mezcla homogénea

Para usar este tratamiento solo debes aplicarlo en la cara, o en las zonas mas grasosas del rostro. Deberás dejar actuar los ingredientes por quince (15) minutos y luego lava la cara con abundante agua fresca, preferiblemente tibia.

Realiza este tratamiento dos (2) veces a la semana.

 

Lavar la cara diariamente

Debes ir a una farmacia y comprar jabón de glicerina, o un jabón especial para cutis graso o para todo tipo de piel. Esto ayudará a restablecer el Ph de la piel.

Lo único que debes hacer es lavar tu cutis dos veces al día, preferiblemente en la mañana y en la noche con agua tibia y el jabón adquirido previamente. Realiza masajes por todo el cutis, cuando ya hayas quitado todo el sucio, lava la cara con abundante agua fría. El agua fría ayudará a cerrar los poros de tu piel y evitará la proliferación de acné y puntos negros.

Este es uno de los tratamientos para piel grasa de los más importantes que debes realizar. Básicamente no necesitas ningún elemento extraordinario, mas sin embargo, será una de las cosas que mas te ayudará a combatir la grasa en el cutis. Esto es, porque la grasa es simplemente acumulación de sucio y al lavarlo estarás evitando un cutis graso.

Huevo para la piel grasa

Con el huevo también se puede realizar un excelente astringente, a diferencia de los tonificantes que son mejores para las pieles secas. Los astringentes son una excelente herramienta y manera de detener un poco el exceso de sebo en la piel.

Para realizar este tratamiento para la piel grasa deberás ir al supermercado y comprar:

  • Un (1) huevo
  • Un (1) limón

El procedimientos es demasiado fácil de realizar:

  • Separa la yema del huevo de la clara
  • Aparta la yema y coloca la clara en un bowl de aluminio
  • Bate la clara hasta que haya alcanzado el punto de nieve
  • Agrega unas gotas de jugo de limón

El modo de uso de este astringente natural de huevo y limón es el siguiente:

  • Cuando tengas el rostro limpio y seco aplica la mascarilla realizada anteriormente sobre el cutis.
  • Deja secar y actuar por unos diez (10) minutos.
  • Lava la cara con abundante agua fría

Repite este tratamiento dos veces a la semana.

 

Mascarilla de maicena

Este almidón conocido como maicena o fécula de maíz es un ingrediente natural y realmente útil para eliminar el exceso de grasa en el cutis. ¡Debes probar este excelente tratamiento para la piel grasa!

Solo debes tener a tu alcance tres (3) cucharadas de maicena y agua tibia o a temperatura ambiente.

Para prepararlo tienes que mezclar ambos ingredientes (la maicena y el agua tibia) hasta formar una pasta sin grumos.

Es recomendable aplicar esta mascarilla durante la noche. Debes tomar la pasta y extenderla por todo el rostro, frotando y haciendo masajes de manera circular. Deja actuar por unos minutos, simplemente hasta que seque. Y luego lava el rostro con abundante agua tibia.

Es recomendable realizar este tratamiento diariamente.

 

Tónico de tomate

Además de ser muy sabroso y saludable, el tomate también es una solución fácil, económica y útil para combatir el exceso de sebo en la piel. El tomate tiene propiedades ácidas que ayudan a restablecer y a equilibrar el pH de la piel.

Debes tener al menos un (1) tomate y procede a pelarlo y a retirar todas las semillas que contenga.

En un bol de vidrio aplastalo hasta obtener una especie de puré o pasta. Agrega 30 gramos de glicerina.

Aplica por todo el rostro y deja actuar por diez (10) minutos, luego lava el cutis con agua fría.

Un consejo que debemos darte es que si ves que estos tratamientos para la piel grasa están resecando tu rostro, pruebes aplicándolo una sola vez a la semana o cambies de tratamiento.

Recomendaciones profesionales

Algunos dermatólogos están de acuerdo en que el cutis graso tiene sus ventajas: permanece joven por mas tiempo. La piel grasa también tiene más resistencia al sol y a sus efectos. Cuando el rostro produce grasa excesiva también es más elástica y es menos propensa a la aparición de arrugas a temprana edad.

Ya que no todo es malo, tenemos algunos consejos que tenemos para que le saques provecho a esas ventajas:

  • Usa productos específicamente para la piel grasa, ya que estos no tienen ningún tipo de grasas añadidas.
  • Lava tu rostro en la mañana y en la noche.
  • Exfolia tu cara una vez a la semana, esto ayudará a eliminar todas las células muertas e impurezas que haya producido tu piel.
  • Realiza una limpieza de cutis al menos una vez al año.
  • Aplica protector solar diariamente, así el día este nublado.

Vídeo Tratamientos para la piel grasa


 

Leave a Reply