Tratamiento para el cabello con miel

Tratamiento para el cabello con miel, En la actualidad los efectos del cambio climático y la contaminación (CO2, polvo, lluvia, radiación solar, etc);

causan efectos devastadores en el cabello de las personas, por tanto se requieren de tratamientos capilares y largas horas en las peluquerías para lucir una cabellera radiante y saludable, especialmente en estos tiempos donde la escasez de productos para su higiene y cuidado se han tornado muy costosos.

Tratamiento para el cabello con miel

Tratamiento para el cabello con miel

El afán de la mayoría de los hombres y mujeres por lucir una melena espectacular ha generado

que experimenten con  un sinfín de productos químicos y tratamientos capilares que si bien

mejoran la apariencia de su pelo, a la larga se vuelven esclavos de tal o cual champú,

acondicionador o crema, sin contar las grandes cantidades de dinero que invierten

para ello incluyendo el tiempo en los salones de belleza.

¿Pero por qué no hacer uso de la cosmética natural para lograr el ansiado objetivo y ahorrarnos un dinero?  

Existen en la naturaleza una infinidad de plantas e insectos cuyas secreciones sirven

como fuentes naturales y saludables para nuestra vida aportando vitaminas, minerales,

enzimas y aminoácidos a nuestro cuerpo; este es el caso de la abeja (Apis mellifera)

la cual es la productora de la miel, elixir de salud y belleza, debido a sus innumerables

beneficios medicinales y en el área de la cosmética.

¿Para que sirve la miel en el pelo?

La miel desde tiempos muy remotos y hasta nuestros días, ofrece una amplia gama de beneficios,

específicamente para el cabello es un poderoso humectante que ayuda a retener la humedad,

y sus propiedades emolientes suavizan y alisan el cabello, considerándose un acondicionador

natural por excelencia;

agregando que posee propiedades antibacterianas que protegen el cuero cabelludo y así

mantenerlo sano y saludable.

No obstante, existen otros beneficios que generan los tratamientos con miel sobre el cabello,

entre los cuales tenemos:

  1. Evita la pérdida de cabello en hombres y mujeres porque mediante los masajes capilares directamente en el cuero cabelludo, estimula el crecimiento de la hebra de pelo desde la raíz, evitando así los problemas de calvicie que se presentan en la mayoría los hombres y en menor proporción en las mujeres.
  2. Ayuda a regenerar la hebra de pelo de aquellas melenas maltratadas como consecuencia de la aplicación de tintes por periodos de tiempo prolongados.
  3. Elimina la caspa
  4. Sirve para aclarar el pelo.

La composición química de la miel la convierte en un arsenal de nutrientes que se activan conjuntamente a nivel celular y dan inicio a la restauración capilar, entre sus compuestos tenemos:

Fructosa: restaura el tejido dañado, regenerando las células que se han mantenido en continuo desarrollo.

Glucosa: le da al cabello suavidad y lo deja sedoso.

Riboflavina: hidrata y controla el funcionamiento de las glándulas sebáceas

Niacina: le proporciona color natural, además de prevenir la aparición de canas.

Ácido pantoténico: fortalece las raíces y da brillo

Piridoxina: tiene propiedades hidratantes y combate la caspa.

Ácido fólico: activa el crecimiento del cabello.

Ácido ascórbico: Fortalece, mejora la circulación sanguínea y el flujo linfático, previene la caída del cabello.

Potasio: Hidrata

Hierro: Promueve un aumento en el crecimiento del vello.

 

¿Cómo aplicaremos la miel a nuestro cabello?

El tratamiento más ampliamente usado es mediante mascarillas combinadas con diferentes ingredientes que también  aportaran nutrientes al pelo según sea el caso; entre estos ingredientes tenemos por ejemplo, leche, sábila, crema de coco, yogurt, fresa y limón, aguacate, avena, aceite de oliva, levadura, cebolla; entre otros.

Existen ciertas normas para la aplicación de este tipo de mascarillas con miel sobre el cabello para obtener los resultados deseados, ya que es una sustancia pegajosa y puede crear ciertos inconvenientes si no se realiza de la manera correcta; entre ellas tenemos:

  1. La miel a usar debe ser orgánica, comprarla preferiblemente directamente de un apiario, ya que se debe tener cuidado con las imitaciones de miel que abundan mucho en el mercado que son solo azúcar quemada, porque no se obtendrán los resultados deseados.
  2. Todos los componentes de la mascarilla deben mezclarse uniformemente, preferiblemente en una licuadora para que no queden grumos.
  3. La miel debe calentarse en baño maría antes de la mezclarla con los demás ingredientes, pero no en estado de ebullición, ya que podría perder sus propiedades benéficas. Se recomienda calentar hasta 30 °C.
  4. Usar platos de cerámica o vidrio nunca de metal, ya que estos últimos pueden provocar la formación de óxidos, lo cual disminuye la eficacia de la mascarilla.
  5. Los ingredientes para preparar la mascarilla deben estar a temperatura ambiente, bajas temperaturas disminuyen el efecto de la mezcla.
  6. Si nunca ha utilizado la miel como medicina o cosmético es recomendable que realice una prueba para observar si usted es alérgico a la miel; proceda a untar un poco de miel sobre su piel, generalmente en la zona de la muñeca, dejarla por 1 o 2 horas y si hay ausencia de síntomas como ardor, picazón o erupción característica, se puede utilizar con toda confianza la mascarilla sobre el cuero cabelludo.
  7. Frotar la mascarilla en las raíces preferiblemente.
  8. Utilizar cepillos de aplicación de tintes para aplicar la mascarilla a lo largo de todas las hebras de pelo y las puntas.
  9. Al finalizar la aplicación de la mascarilla a base de miel y garantizar que los principios activos de la mezcla penetren de una forma eficaz en el folículo piloso, se recomienda cubrir la cabellera con un gorro o bolsa plástica, esto producirá un ligero aumento de temperatura que hace que los poros del cuero cabelludo se expandan y facilite la acción del tratamiento.
  10. La duración de la mascarilla en el cabello dependerá de los ingredientes utilizados en la mezcla que se preparó ya que algunos como el jengibre, pimienta, canela y mostaza pueden producir ardor y picazón, máximo 15 minutos, con otros puede durar más tiempo.
  11. Lavar luego el cabello con champú y bastante agua.
  12. El uso de estas mascarillas a base de miel se recomienda utilizarla una vez por semana.

Artículos relacionados

tratamientos para el cabello

Video tratamiento para el cabello con miel

Leave a Reply